5 consejos si tienes ojo seco

Previene o mejora tu vista con ellos

Si padeces ojos seco notarás que la superficie de la córnea no está bien lubricada, lo que puede dar origen a molestias oculares, problemas visuales y lesiones en la córnea y la conjuntiva. El ojo seco se produce cuando la glándula lagrimal no segrega suficiente lágrima para mantener el ojo lubricado adecuadamente. En este sentido, si tienes ojo seco tendrás molestias en tus ojos, como puede ser  irritación, escozor, enrojecimiento, sensación de cuerpo extraño o arenilla en la superficie ocular, además de fatiga o pesadez en los párpados o lagrimeo. Así que desde oftalmólogo online te vamos a dar 5 consejos si tienes ojo seco. Te los dejamos a continuación.

Consejos si tienes ojo seco

Algo que no siempre se hace y que de nuevo, como ya vimos en el artículo de 5 consejos si tienes miopía y 5 consejos si tienes hipermetropia. Si crees que puedes tener ojo seco porque coinciden con los síntomas arriba descritos, acude a tu oftalmólogo.  De esta forma él mejor que nadie te podrá aconsejar e informar de los posibles tratamientos,  y valorar cada uno de ellos, o recomendarte gotas u otros tratamientos, con éxito. Recuerda que algo tan básico como esto es importantísimo.

Usa lágrimas artificiales

Aunque te lo dirá el oftalmólogo mucho mejor, el segundo consejo es que uses lágrimas artificiales para lubricarlo. Hay muchas lágrima artificiales en el mercado, así que la mejor forma de usarlas es ir probando la que mejor te van y consultarle a un profesional sanitario como el oftalmólogo para que te indique la que mejor te puede ir.  En este caso hay muchas marcas disponibles sin receta médica, es cuestión de elegir una que te vaya bien. Pero tenlas muy en cuenta siempre como solución. Te recomendamos también nuestro artículo sobre cuándo utilizar lágrimas artificiales. 

Parpadea

Otro consejo, en este caso, muy sencillo y obvio, es parpadear. Sí, aunque parezca una tontería, o algo que hacemos habitualmente, es importante que las personas que padezcan de ojo seco lo hagan más de lo habitual. Parpadear y descansar la vista de vez en cuando, también favorecerá a tratar el ojo seco, aunque parezca, a priori, que no va a aportar nada. Así que es muy importante que sí le prestes atención y lo hagas con continuidad.

Evita condiciones desfavorables

Otro consejo a seguir a rajatabla es evitar todo lo que pueda pueda provocar que tu ojo se reseque. Y con esto estamos diciendo evitar lugares con demasiada calor o muy calientes, o situaciones en las que te expongas a aire directo, como un secador de pelo o el propio viento. Si evitas estas situaciones así evitarás que tu ojo sufra, es mucho mejor estar en ambientes en los que tu ojo no sufra demasiada calor que no se reseque ni tenga que soportar exponerse directamente a aire.

Huye del humo

Aunque desde que cambió la ley este consejo no es tan flagrante, sí que es cierto que tienes que evitar a toda costa el humo que proviene del tabaco. El humo de cigarrillos es especialmente molesto para el ojo humano y tiene un efecto bastante nocivo. En caso de padecer ojo seco hay que evitar exponerse a él, así que cuidado si se sale de noche a cenas o a lugares en los que esté permitido fumar. Y también mucho cuidado si se es fumador.

Estos son los 5 consejos si tienes ojo seco que te damos. Recuerda que siempre que vayas al oftalmólogo y sufras de ojo seco tendrás la opción de que te recomiende las lágrimas artificiales que más se adecúan a ti.  Si crees que puedes tener  ojo seco recuerda el primer consejo y visita a tu oftalmólogo para que te haga una revisión  a fondo y además te indique qué es lo más adecuado para tus ojos.