motivos por los que operarte de cataratas

Tres motivos por los que operarte de cataratas

Si tienes cataratas en tus ojos y te molesta para desarrollar tu vida diaria, es normal que te hayas planteado la cirugía de cataratas. Sin embargo, si aún no lo tienes claro, te quiero dar tres motivos por los que operarte de cataratas, para que se disipen tus dudas. Recuerda que tienes que operarte siempre y cuando un oftalmólogo te aconseje que es el momento y estés de acuerdo y nunca si no es necesario o si hubiera algún riesgo. Así que, si has consultado con un profesional y te ha dado luz verde, te doy tres razones para terminar de convencerte.

PRIMER MOTIVO: tu salud

Uno de los motivos por los que operarte de cataratas es la misma salud. Si tienes cataratas y estás perdiendo visión, afecta a tu vida diaria. Lo más importante en tu día a día debe ser tu salud, y tu salud visual no puede ser menos. Con cataratas estás limitado, en tarde o temprano deberás operarte porque la plena visión es un síntoma de buena salud. ¿Por qué privarte de ella? Si empieza a afectar a tu vida, ya es un motivo para tu salud.

SEGUNDO MOTIVO: tu actividad

Otro de los motivos por los que operarte de cataratas tienes cataratas es el deporte.  Si realizas alguna actividad deportiva, posiblemente te habrá afectado mucho el hecho de tener problemas en la vista. Así que, si quieres volver a realizar sin ningún impedimento tu actividad deportiva, operarte de las cataratas tiene mucho sentido para volver a sentirte cómodo con tu vista mientras estás fuera de casa o practicando el deporte que más te gusta: piscina, yoga, salir a correr, etc.

 

TERCER MOTIVO: riesgo moderado

Otro de los motivos por los que operarte de cataratas es el riesgo. Como cualquier otra operación, la cirugía de cataratas tienes sus riesgos. Sin embargo, el oftalmólogo, antes de la cirugía,  puede pedir que temporalmente deje de tomar ciertos medicamentos que aumentan el riesgo de una hemorragia durante la operación. Después de la cirugía, usted debe mantener su ojo limpio, lavarse las manos antes de tocarse el ojo y utilizar los medicamentos recetados para ayudar a minimizar el riesgo de una infección.

Recuerda siempre que es vital que consultes a un profesional sanitario para saber si debes operarte de cataratas o no, y tengas un diagnóstico profesional. Y también que es esencial saber en qué momento operarte de cataratas, como te explico en este artículo. 

Además, si quieres conocer más sobre cómo es la operación de cataratas, te lo detallo también en este otro post de mi blog especializado en problemas de la visión y dedicado a mis pacientes.